Motoazadas-Motocultores 

There are 6 products.
Showing 1 - 6 of 6 items

Una motoazada se trata de una herramienta propulsada por un motor de 4 tiempos, montada sobre un chasis y con una transmisión de cadena o cardan que aprovecha la energía del motor para hacer girar una toma de fuerza, en la que podemos utilizar fresas, ruedas, etc.

Son perfectas para todo tipo de actividades relacionadas con el trabajo en la huerta: cavar, labrar, conrear, acaballonar, etc.

Admiten el uso de múltiples accesorios que las convierten en máquinas muy versátiles.

Gracias a sus fresas que mezclan la tierra, una motoazada prepara una parcela para el cultivo. Su uso está específicamente recomendado para efectuar la conservación de un huerto o sembrar los arietes y los céspedes.

El área de trabajo recomendado varía entre 100 à 1000 m2 dependiendo de los modelos (eléctricos o térmicos). Las fresas de una motoazada pueden remover la tierra hasta una profundidad de 30cm, que es adecuado para la mayoría de los particulares. En cuanto al nivel de la motorización, una motoazada está por regla general equipada de un motor de gasolina a 4 tiempos. Las fresas se encuentran bajo el motor y se dirigen por una correa o un cárter de cadenas. Los cuales están equipados de una rueda de transporte, lo que facilita extraordinariamente el desplazamiento del aparato cuando el motor está apagado. Como la motoazada avanza a través de la rotación de sus fresas, su uso necesita un cierto esfuerzo. De ahí la razón por la que no es recomendable para grandes superficies de trabajo.

MOTOCULTOR

Para las desmesuradas tareas de cultivo, como acondicionar un huerto o recomponer un césped, se aconseja usar el motocultor. Es una herramienta robusta, aprovisionada con diversas velocidades de trabajo y de avance (además de una marcha atrás). Conviene perfectamente para extensiones a partir de 500m2.

Un motocultor es un equipo bastante pesado aprovisionado con dos grandes ruedas, que le proporcionarán desplazarse fácilmente. Su peso no le posibilita colocarse sobre sus fresas como una motoazada. Se utiliza sin esfuerzos, ya que basta con usar los mandos para encender y hacer marchar un motocultor. Como es un instrumento muy robusto, se puede casualmente fijar una reja de carreta para laborar la tierra en profundidad.

Con sus motores de 5 a 10CV, los motocultores mueven sus fresas a través de una correa o un cardán. Esta vez, las fresas se encuentran en la parte trasera. Estas desmenuzan refinadamente la tierra, para un arado que va hasta 50cm de profundidad.

CARACTERÍSTICAS

  • Ancho de trabajo: dependerá conjuntamente del número de fresas (de 2 a 6 en función de los equipos). Los motocultores están destinados a grandes superficies, gracias a ello sustituyen habitualmente a las motoazadas para reducir el nombre de pasadas.

  • Marcha atrás: Conveniente cuando se tiene que dar media vuelta o rodear impedimentos.

  • Motorización: Hasta 1000 m2 de terreno de trabajo, un motor de 3 a 4 CV pertenecerá perfectamente a sus necesidades. Para un terreno más grande, necesitará más bien los tipos que marcan al menos 5CV.

  • Discos protege plantas: Dos discos instalados en una parte y otra de las fresas que delimitan notoriamente el ancho de la labor del utensilio, disminuyendo así los riesgos de un error de trayectoria.

  • Guardabarros: Protege contra las propulsiones del arado. Se recomienda a pesar de todo el uso de EPIS para minimizar los riesgos de lesionarse.

 

DIFERENCIAS ENTRE MOTOAZADA Y MOTOCULTORES

El uso de una motoazada y de un motocultor es parecido, es decir laborar la tierra para amañarla para la próxima estación. Estos equipos se utilizan comúnmente entre finales del otoño y principios del invierno. Disminuirán notoriamente sus esfuerzos y le harán ganar mucho tiempo ya que son multifuncionales.

En una sola pasada podrá enterrar las malas hierbas, romper la superficie del suelo, aporcar, airear la tierra e igualmente mezclar sus residuos orgánicos. Incrementando su labor del suelo, una motoazada o un motocultor prepara espectacularmente su tierra para acoger las plantaciones o el césped del año siguiente. Para saber cuál de los dos responderá mejor a sus necesidades, hay que contestar a dos cuestiones: ¿Cuál es mi superficie de trabajo? y ¿Qué uso voy a darle a mi máquina?

Como todos nuestros productos, las motoazadas y motocultores cuentan con:

- 2 años de garantía

- 15 días de prueba sin compromiso

- Servicio técnico incluido

- Envío Gratis

 

Desde Enverd, esperamos que encuentres tu equipo ideal, aún así, si tienes alguna duda no dudes en ponerte en contacto con nuestro servicio técnico y te informaremos sin ningún tipo de compromiso.

 

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

Cima